Con el fin de salvar los cultivos de plátanos que han quedado aislados por la lava del volcán de Cumbre Vieja, Pérez y Cía. Group ha diseñado y coordinado la logística marítima del traslado y suministro de agua que necesitan.

Con el impulso del Ministerio de Transición Ecológica, en concreto a través de Tragsa, y bajo nuestra coordinación, desde hace semanas, está en marcha una compleja operativa de transporte para hacer llegar el agua necesaria a las hectáreas de cultivo aisladas y, con ello, lograr su salvación hasta que las circunstancias permitan retomar la producción.

Tal y como asegura Luis Soler, director de Operaciones en Pérez y Cía. “la lava ha afectado a depósitos y canales de riego, aislando los cultivos de plátano de la franja oeste y suroeste de la isla, que han quedado sin posibilidad de riego directo. Por eso, desde Pérez y Cía nos hemos encargado de diseñar, coordinar e implementar la operativa logística marítima para llevar agua a estos cultivos y permitir que se sigan regando”.

La logística implementada consiste en el traslado por mar de agua de regadío desde uno de los pozos situados al norte de las coladas de lava hasta el Puerto de Tazacorte, mediante una tubería construida a tal fin y cuyo punto de toma  se ubica en el Muelle del espigón exterior del Rompeolas, línea de suministro que tiene  una longitud aproximada de 750 metros, con tramos extendidos incluso bajo el mar.

En este punto es donde atraca el buque “Tommaso S”, quimiquero fletado para esta operativa y que permite la carga y posterior transporte de en torno a 8.000 toneladas de agua por viaje. 

Para toda la operativa tanto en el Puerto de Tazacorte como frente a la playa de Puerto Naos, el buque “Tommaso S” es asistido por un remolcador de la empresa Remolques Unidos, compañía de Perez y Cia. Group.

Toda esta operativa de Pérez y Cía ha sido coordinada a través de sus oficinas en Madrid, Algeciras, La Palma, Las Palmas, Tenerife y Lisboa.